Cheques de viajero
0 votos

Cheques de viajero

Los cheques de viajero son una de las formas más cómodas y seguras de llevar nuestro dinero a la hora de viajar al extranjero. Aquí te contamos todo lo que necesitas saber sobre los cheques de viajero.

TravellerCheck

Imagen viajandaunblog

La mayor ventaja de viajar con cheques de viajero es la seguridad que nos proporcionan. Los cheques están seriados y llevan inscriptos los datos del titular, de modo que sólo él mismo puede utilizarlos. Es por esto que si nos los roban o los perdemos, pueden ser recuperados en muy poco tiempo sin necesidad de nuevamente pagar por ellos.

Lo mejor es llevar un concienzudo control de nuestros cheques. Para ello hay que hacer una lista con los números de serie de los cheques que tenemos e ir tachándolos a medida que los usamos. Esto será útil tanto para un control personal como en caso de pérdida o robo. Es importante mantener esta lista en un lugar separado de nuestros cheques.

¿Cómo usar los cheques de viajero?

Funcionan exactamente como dinero en efectivo. es importante firmarlos en el momento en que se usan para pagar, para que quien los acepta pueda corroborar la firma.

Si estáis pagando algo por un monto menor, se os dará vuelto, y lo mismo podéis usarlos agregando dinero de comprar algo de un monto mayor.

Los cheques de viajero no tienen fecha de vencimiento.

¿Dónde adquiero cheques de viajero?

Se pueden adquirir en muchas entidades bancarias, pero también en aeropuertos, hoteles, etc. Los mismos vienen en una moneda determinada. Los más conocidos y mundialmente aceptados son los de American Express, Visa y Mastercard. Depende también a dónde viajes y qué tan aceptados sean en tu destino.

Ver también Documentos de Viaje.

Etiquetas : , ,

Gracias por compartir :)

Deja tu comentario

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

3 Comentarios

  1. Juan dijo...

    Mejor es una tarjeta de crédito, pues no en todos los lugares aceptan tales cheques, además que para cambiarlos por dinero se tiene que pagar una comisión.