UP

-     Escrito por javier

Leeds: vivirla y sentirla

El día, aunque lluvioso, fue muy agradable en aquellos parajes de Harewood House. Reconfortante y tranquilo, ante todo. Pero aún tenía por delante una visita más detallada de la ciudad, a sus monumentos, a sus iglesias y a sus tiendas, ya que la primera tarde la dediqué a situarme y ambientarme con Leeds.

Catedral de Leeds

El Radisson SAS es un hotel que está muy bien situado; céntrico, justo junto a la Catedral, a la Millenium Square, al Teatro de Leeds y al Ayuntamiento, así que era lógico que las primeras visitas estuvieran destinadas a conocer estos puntos. Y así encaminé mis pasos hacia la Catedral de Santa Ana. Junto a ella el Museo de la ciudad frente al que se abre la refrescante y animada Millenium Square.

El Grand Theatre es una muestra de la dedicación de esta ciudad a la cultura; una amplia oferta cultural que abarca desde conciertos de opera y ballet, hasta otros estilos de música más libres como jazz o soul. La Orquesta Nacional de Inglaterra tiene su base en Leeds, tocando para la Opera North; además, cada tres años se celebra en la ciudad el Festival Internacional de Piano, desde que en el año 1963 fuera su primera edición. Pero la oferta cultural no acaba ahí, pues tienen su propia Compañía de Teatro basada en el West Yorkshire Playhouse, aparte de contar con varios museos y una importante galería de arte.

ayuntamiento de Leeds

El Ayuntamiento es el mejor ejemplo de arte victoriano en la ciudad. Su cúpula irradia elegancia en la lejanía, recortando su figura esbelta contra el cielo inglés. Desde sus alturas, el Ayuntamiento practicamente domina la ciudad, pues desde cualquier punto puedes orientarte sólo buscando este edificio con la mirada. Desde su situación en la Avenida Headrow conforma un cuadrado perfecto en el que se aglutina todo lo más monumental de la ciudad y cuya unión con las calles más comerciales de la ciudad es Victoria Gardens, unos pequeños jardines en los que resalta el monumento a los caídos en la 2ª Guerra Mundial.

Victoria Quarter en Leeds

Desde esta parte de la ciudad podemos encaminarnos a la calle Brigatte de la que ya os hice mención en el anterior post “Leeds, ciudad de contrastes“, no sin antes visitar The Light, otro espectacular pasaje comercial distribuido en varias plantas en la que tenéis tiendas, bares, etc. Ya, en la principal calle de la ciudad, la Brigatte, se concentra lo más selecto de la ciudad en tiendas. Consecutivamente nos encontramos varios Arcade Centers: Thornton Arcade, Queen’s Arcade, Victoria Quarter… Son pasajes interiores, bellamente adornados, también en estilo victoriano, con techos de gran riqueza ornamental (especialmente Victoria Quarters), y una buena sucesión de tiendas de alto standing y algún que otro lugar para comer. Como ya dijimos, más de 1.000 tiendas en unas pocas millas, pero que le confieren a esta parte de la ciudad un ambiente alegre y cosmopolita. Es una zona para pasearla y disfrutarla, sin problemas de tiempo, deteniéndonos a mirar cada tejado, con bellas decoraciones, las fachadas, los escaparates.

Mercado de Leeds

Cruzando Victoria Quarters salimos a la calle Vicar donde nos encontraremos ante el Kirkgate Market. No deja de ser un mercado, pero merece la pena visitarlo, porque no es un mercado al uso de los que encontramos en España. Son puestos clásicos de mercados pero que se alternan con lugares de comidas, de todas las nacionalidades; pizzas, comida china, comida rápida, y todo bajo una gran carpa metálica pero de una extraña belleza artística. Procurad si podéis, aunque está prohibido, buscar unas escaleras de acceso al piso superior y aspirad el ambiente del mercado obervándolo desde arriba. Desde allí obtendréis unas buena fotografías.

Hay muchas más visitas que realizar en Leeds, pero para una visita de fin de semana, os recomendaría no perderos el Royal Armouries, un museo de armas estatal que ha sido el primero en exponer parte de la colección real de la Torre de Londres.

Un último consejo: su gastronomía. Y es que en cuestión de comidas, Leeds presenta los mismos contrastes que en todo lo que personalmente me he encontrado allí. Dicen de Leeds que su gastronomía es rica; una de las mejores del país y que fish and chips es el mejor de Inglaterra. Para aseguraros eso debería probar el de otras ciudad inglesas, pero sí os puedo decir que no os faltará posibilidad de elección, proque tiene una gran oferta culinaria. Si ya en el primer artículo os hablé del Room, en esta ocasión no puedo dejar de mencionaros el Pickles and Potters en Queen’s Arcade donde podréis elegir de una amplia variedad de sopas y pizzas, o una exquisita pastelería situada en la calle Kirkgate en la que pude degustar unas riquísimas empanadas y bollería.

Leeds tiene una amplia oferta turística que haceros. es un lugar ideal para pasar unos días de descanso. Sólo tenéis que vivirla, y la querréis. Leeds, live it, love it.

LocuraViajes.com

Newsletter