Barrio Rojo de Ámsterdam

LocuraViajes.com

En nuestro blogtrip por Holanda, fuimos de visita por Ámsterdam y nuestra guía Faustina nos llevó a conocer el Barrio Rojo y nos contó todo tipo de curiosidades de la zona que por supuesto, compartiré con vosotros.

El Barrio Rojo se encuentra situado en una de las partes más populares de Amsterdam del siglo XVII y XVIII. Deciden trasladar la prostitución a esta zona de la ciudad para alejarlas de la población, pero a la vez, para protegerlas.

La prostitución, actualmente está legalizada desde el año 2000 y sus ciudadanos la toleran.

Realmente no es tan difícil para un turista acabar en el Barrio Rojo de Amsterdam sin percartarse de ello, no hay barreras, simplemente es un barrio más que a primera vista puede llamar tu atención por sus faroles en rojo o los letreros del mismo color.

Una vez que paseas por el barrio, podrás comprobar como las prostitutas se encuentran cada una en su escaparate mostrando el “producto”. Cuando pasea algún posible cliente por enfrente de la tienda o escaparate, suelen contonearse seductoramente y si están interesadas pueden llamar con su anillo golpeando la ventana del escaparate para llamar la atención.

El aspecto más positivo de que estén en el Barrio Rojo no es sólo que estén todas en una misma zona donde se las pueda proteger, sino que ellas sólo ejercen su oficio en su escaparate con todas las medidas de higiene y seguridad que necesitan.

Están conectadas de manera directa con la policía para que si tienen algún tipo de problema o alguien se propasa, puedan recibir ayuda en seguida.

Y la última y más importante, son mujeres libres que pueden elegir a sus clientes, pueden aceptar o rehusar las ofertas que les propongan. No debería  de haber proxenetas, y se exige que sean mayores de 18 años.

Actualmente, se está pensando en aumentar la edad legal de prostitución a los 23 años de edad para disminuir la cantidad de mujeres que se prostituyen.

En Amsterdam éste no es el único tipo de prostitución al que se puede acceder, también hay burdeles y prostitución por catálogo.

Puedes encontrar prostitutas de todas las razas y de todos los tipos, las habrá más guapas y más feas. Pero la verdad, es que una de las cosas que más me sorprendieron es que las más guapas se encuentran al lado de la Iglesia de San Nicolás.

En esta Iglesia está enterrada la mujer de Rembrandt y el biógrafo de Miguel Ángel.

Otro aspecto curiosísimo, es que están situadas donde vivían antiguamente las personas más católicas de la zona y el nombre de las calles donde están situadas las prostitutas más guapas, son nombres de conventos.

Para todos los turistas que quieran acceder a este tipo de servicios, es necesario conocer este lema que ponen en los escaparates “Dejad las garras afuera de nuestro oficio, déjennos continuar con nuestro trabajo”.

Después de contaros todas estas curiosidades e historia para que al ir a Amsterdam y veáis este barrio lo podáis conocer de otra manera, también os dejaré mi sensación.

A pesar de que uno puede ser partidario de la prostitución como un oficio, personalmente para mí fue tremendamente duro ver como otra mujer expone su cuerpo a un montón de miradas lascivas que sólo pretenden utilizarla como un objeto para satisfacer sus necesidades.

Dicen que muchas mujeres se prostituyen porque es una forma de conseguir dinero con facilidad, no niego que pueda existir esa posibilidad, pero tras ese razonamiento está la necesidad.

Tener que mostrar tu cuerpo y ser lo más seductora posible para ganarte dinero, sin tener que hacer miramientos a la edad, al atractivo, sin tener que pensar en ti misma como persona… Creo que es necesario tomar conciencia de la vida de la otra persona antes de acceder a esos servicios. 

Leer más

  • Blogtrip a Holanda
  • Museo Marítimo de Ámsterdam
  • La histórica Torre Dom
  • San Nicolás en Holanda
Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar